El asesinato del Che y la Toma de Pando en Uruguay


 

armando romero

 

LOGo.press

 

Julio Marenales, histórico dirigente del MLN, afirmó que los tupamaros “no son progresistas, sino que luchan por un profundo cambio civilizatorio en la sociedad uruguaya, una sociedad sin subordinados”



.

Octubre marcado a sangre en fuego en la luchas de los pueblo, en América Latina. La caída en combate del Che, de Miguel Endríquez …en Uruguay la toma de Pando y los valerosos compañeros caídos en combate .

Destacable fue el de la Junta de Coordinación Revolucionaria (JCR) del
cono sur de América Latina, iniciativa de la cual Miguel Enríquez fue su
primer y mayor impulsor.
Los contactos entre las organizaciones que formaron la
JCR, se inician por la vía bilateral desde 1968 en adelante entre el Ejército
de Liberación Nacional de Bolivia (ELN), el MIR de Chile, el Movimiento de
Liberación Nacional – Tupamaros (MLN-T) y el Partido Revolucionario de
Trabajadores de Argentina (PRT-A). Estas relaciones fueron sostenidas; se
profundizaron vía el mayor conocimiento mutuo, tareas de colaboración,
al tiempo que implicaron un valioso intercambio de experiencias en
diversos planos, acentuándose los puntos de acercamiento entre las
cuatro organizaciones revolucionarias.

Hoy cuando los gobiernos denominados progresistas de izquierda, van acomodando su moral y estableciendo acuerdos con los enemigos de los pueblos…debemos elevar nuestra mirada hacia la historia, de lucha y esa dignidad de rebelde, que unió a los TUPAMARO Y EL MIR, con los movimientos revolucionarios en esta Patria Grande…con el ejemplo del Che se fue gestando ese grito de rebeldía, que aun resuena con fuerza en cada lucha de los pueblo.

La “propaganda armada” fue uno de los pilares del Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros, y una línea que atravesó gran parte de sus acciones político-militares. A pesar de incluir formas como el copamiento de emisoras radiales y de televisión para transmitir proclamas u operaciones de reparto de víveres expropiados entre sectores desamparados de la población, se consideraba que “la mejor propaganda armada” es la que surge de las grandes acciones militares, según detalla el libro “Actas Tupamaras”.

Ese era uno de los objetivos de la acción de Pando. Y la obtención de finanzas, el pertrechamiento y el homenaje a Ernesto “Che” Guevara asesinado dos años antes en Bolivia, completaban la grilla. Esta acción se enmarcó en un plan para demostrar fuerza y posibilidades de acción, de modo de alentar a la población a la lucha revolucionaria.

Tomar Pando era un objetivo ambicioso. El plan, minuciosamente estudiado como cada uno de los realizados por los tupamaros hasta ese momento, implicaba una nueva forma de actuar y un desafío con el futuro de la organización.

La operación comprendía seis objetivos: la Comisaría, el Cuartelillo de Bomberos, la Central Telefónica y los bancos República, Pan de Azúcar y Pando. Intervinieron cerca de 50 militantes, que mediante la utilización de un brazalete se identificaron durante las acciones. Días antes de la toma, como un recurso digno de novela y alta capacidad imaginativa, fue contratado un servicio fúnebre. La excusa de repatriar los restos de un pariente fallecido años atrás en Buenos Aires sirvió como máscara para ingresar a la ciudad de Pando.

El día del operativo los tupamaros llegaron por distintos medios –vehículos, ómnibus, trenes- y a la hora indicada estaban en sus respectivos puestos. Paradójicamente, el coordinador fue el que llegó más tarde, a la postre el gran delator del MLN Héctor Amodio Pérez. Fue porque aún no le habían “obtenido” el vehículo que necesitaba y junto a otro compañero debió salir a conseguirlo, por lo que llegó pasadas las 13, hora fijada para el comienzo del operativo. Cuando llegó, el equipo de la comisaría ya estaba actuando y rápidamente se sucedíeron los otros objetivos. Minutos después la ciudad ya estaba alarmada y los vecinos se agolpaban en cada uno de los objetivos, presenciando en primera plana los sucesos. También coparon la Central Telefónica en reclamo por el corte de la línea que los tupamaros habían realizado.

Luego llegó la primera muerte. Carlos Burgueño, que salía de un bar, fue abatido por un tiroteo durante el asalto al Banco de Pando. Aunque no se ha determinado si fue muertopor tupamaros o policías, estos últimos – creyendo que Burgueño era participante de la toma- no permitieron que fuera asistido y murió desangrado. Cuando transcurrían veinte minutos del operativo, se decidió la retirada. El punto de concentración era el cementerio. Allí se encontraron los distintos equipos, el “cortejo fúnebre” emprendía el regreso.

Los autos estaban dando señales de lo que se vendría. Sobrecargados y evidenciando desperfectos, se toparon con varios patrulleros que les cortaron el paso junto al puente del arroyo Toledo Chico. Mientras algunos de sus compañeros ya habían llegado a Montevideo, el resto debió toparse con ese nuevo obstáculo. Ahí mismo, uno de los patrulleros, mientras avanzaba, fue atacado con disparos de fusil y se detuvo. Algunos militantes escaparon campo adentro, otros lograron voltear una de las camionetas y partir hacia Montevideo. Mientras un helicóptero surcaba el cielo, quienes escapaban por el campo comenzaron a ser cercados. Prácticamente no tenían salida.

Se dieron diversos combates directos. La Guardia Metropolitana cerró el cerco y allí mismo cayeron los dos primeros combatientes. Jorge Salerno y Alfredo Cultelli fueron baleados de ráfaga con los brazos en alto, luego de haber agotado sus balas. La misma suerte corrió Ricardo Zabalza, quien luego de tirotearse, herido, se entregó, fue baleado en la nuca y murió desangrado. Un oficial de la policía fue herido y falleció tiempo después. Muchos fueron los tupamaros detenidos fueron golpeados y torturados en los momentos que siguieron a la “Toma de Pando”. La acción logró sus objetivos respecto a la obtención de finanzas y generó un gran impacto público y propagandístico. Pero la retirada fue valorada como una derrota, un duro golpe para la organización. Algunos detalles organizativos de Pando fueron interpretados como una explicación del éxito del MLN, pero también de su posterior derrota militar.

 

 

El 8 de octubre recordamos el asesinato de Ernesto “Che” Guevara en Bolivia el 8 de octubre de 1967 así como homenajeamos a Ricardo Zabalza, Jorge Salerno y Alfredo Cultelli jóvenes militantes del Movimiento MLN-Tupamaros caídos en lo que se conoce como “La Toma de Pando”.

Aquel 8 de octubre de 1969, en conmemoración del segundo aniversario de la muerte del Che guevara, un grupo de miembros del MLN-Tupamaros tomó la comisaría de policía de la ciudad de Pando (a unos 30 kilómetros de la ciudad de Montevideo), también el cuartelillo de bomberos, la central telefónica y tres bancos de la ciudad.

“…Recuerdo el 8 De Octubre del año 69, para la Toma De Pando llegaron 49 del Comando Che Guevara, todito del MLN. Recuerdo a Jorge Salerno y lloro aún su caída a causa de diez balazos que le arrancaronaavida, por eso es que ta no canta con su guitarra querida. También Ricardo Zabalza cayó porque le tocaba, pero el sabía que es la causa por la que tanto luchaba. Palabras que no coinciden con hechos no valen nada. Adiós Alfredo Cultelli, que a los 18 Años cumplidos, rindió su vida en la causa de todos los oprimidos, su nombre lo llevo escrito junto a otros bombres queridos…” (Fragmento de “El corrido de la toma de Pando” de la mexicana Judith Reyes, hecho canción  por el cantautor uruguayo Daniel Viglietti recordando los hechos y en conmemoración de los jóvenes caídos).

Germán González entrevistado por Rolando W. Sasso para su libro “La Toma de Pando; La revolución joven” decía: “los Tupamaros éramos un grupo de gente con buenas intenciones y con convicciones, que se planteaba una lucha social y política. Fuimos gente bien intencionada que trató de hacer ciertas cosas. Pero nunca fuimos militares. La retirada de Pando dejó en evidencia, eso, que no éramos combatientes, que no éramos guerrilleros; que éramos estudiantes, jóvenes, obreros que hacíamos lucha política con armas. La decisión de irse al campo y medio desbandarse no sería la decisión de un ejército militarmente organizado, fue producto de la falta de reflejo combativo de los compañeros”

En relación a aquellos tiempos Julio Marenales, dirigente histórico del MLN-T señala: “Ante la nueva situación creada, el MLN, comenzó una escalada operativa que llega al copamiento de la ciudad de Pando. En esa operación se toma el cuartelillo de Bomberos, la central telefónica, dos bancos de los cuales se expropia el dinero y la Comisaría, en donde hay un enfrentamiento con heridos y un muerto por parte de la Policía. La operación, bien ejecutada en su primera parte, por errores cometidos en el repliegue deviene en un fracaso militar. Mueren tres militantes y son apresados una treintena, entre ellos un compañero de dirección. Paradojalmente, con la operación Pando ocurrió un fenómeno que también se dio el 22 de diciembre de 1966. A una derrota en el plano militar sucedió un crecimiento político. Ese crecimiento que tuvo lugar después de Pando, a la larga marcó a la organización y fue uno de los factores que contribuyó a su derrota posterior. El crecimiento tan acelerado no permitió la formación adecuada de los militantes clandestinos. Este no sólo se dio a lo interno, sino también a lo externo. Comenzaron a surgir los CAT (Comités de Apoyo a los Tupamaros). Algunos de esos CAT tenían contacto con la Organización, pero probablemente la mayoría eran "silvestres", que actuaban autónomamente integrándose intuitivamente en los lineamientos estratégicos del MLN.

Estrictamente, el Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros nunca fue una guerrilla. Realizaba operaciones de pertrechamiento y de propaganda armada. La guerrilla, en cambio, es una forma de acción militar. Su objetivo es destruir las fuerzas vivas y materiales del enemigo. El MLN se planteaba una estrategia de acumulación política. Se diferenciaba del resto de la izquierda tradicional en su metodología de acción política. Se realizaron muchas operaciones de copamiento para hablar con los trabajadores y hacer planteos políticos. El MLN estaba estructurado en columnas, que integraban alrededor de 100 personas, además de lo que se llamaba" la periferia de apoyo"de cada columna.

El principio organizativo era de círculos concéntricos. Al centro, en el núcleo interior, estaba la organización, hacia fuera los círculos se iban ampliando y su relación era más laxa. La necesidad de un trabajo político cada vez mayor obligó a organizar una columna política. Se le llamó la columna 70. Esta columna, a su vez, era la que tenía el vínculo con un organismo legal que se creó y que fue cofundador de la coalición de izquierda Frente Amplio. Ese organismo se llamó Movimiento de Independientes 26 de Marzo, por la fecha en la que el Frente Amplio salió a la luz pública. “

En abril del 2009 y luego de varias discusiones relacionadas con si se violaba o no el principio de laicidad en la educación del Uruguay se colocó una placa en el Liceo Nº 1 de la ciudad de Minas (capital del departamento de Lavalleja, a 100kmts. de Montevideo) que recuerda a Ricardo Zabalza:

"Aquí vivió Ricardo Zabalza Waksman 1948-1969. Formó parte del grupo de jóvenes idealistas y soñadores que querían una patria mejor como lo soñó Artigas. Integró el MLN Tupamaros. Participó en la llamada Toma de Pando y fue herido en el paraje Capra, cayó en el suelo sangrando con varias heridas, fue ejecutado con un tiro en la nuca por un soldado que recibió la orden de un coronel. De ambos se sabe el nombre. Minas, abril de 2009. Comisión por la Verdad"

“ América Latina ya lo está gritando, es la liberación la que se va acercando.” escribió Jorge Salerno en su poema “La senda está trazada”. La misma Latinoamérica que cada día vemos como avanza hacia la liberación: con las diferentes formas que toma el proceso en cada uno de los países, que claramente no es lineal, que convive y lucha con el capitalismo salvaje. Cuyo objetivo final es vivir en una sociedad mas justa, mas igualitaria, donde deje de existir la explotación del hombre por el hombre.

"Si hoy le canto al ayer de muerta piedra y convoco los recuerdos de Tebas, es que el presente aflora en tu pasado". Che

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s